Nuestro vicario parroquial, el Padre Eke, celebraba este domingo el cincuenta aniversario de la presencia de la Congregación a la que pertenece en nuestra península. Es la Congregación del Espíritu Santo y del Inmaculado Corazón de María.

Los misioneros espiritanos fueron fundados el día de Pentecostés del año 1703 por el francés Claudio Poullart des Places. En 1848 se fusionó con la Sociedad del Inmaculado Corazón de María.

En la Provincia de España, su presencia ya es de cincuenta años. Con motivo de la celebración de tan señalada efeméride, el domingo de Pentecostés (9 de junio) se celebró una eucaristía de acción de gracias en la parroquia de San Martín de Porres. Estuvo presidida por el vicario general de la diócesis, M. I. Sr. D. Antonio Prieto Lucena.

Un buen número de fieles de nuestra comunidad parroquial quiso acompañar a nuestro vicario en un día de tanta importancia. Tras la eucaristía, compartieron un almuerzo.